30.8 C
Miami
lunes, julio 15, 2024
InicioEconomíaLos datos económicos desalentadores sugieren desafíos futuros para China

Los datos económicos desalentadores sugieren desafíos futuros para China

Relacionados

son menos de lo esperado y en trayectos cortos

Source link CIUDAD DE MÉXICO —  Los primeros datos ofrecidos...

México extradita a EEUU a sobrino del capo Caro Quintero

Source link CIUDAD DE MÉXICO —  México extraditó el domingo...

Source link

Nuevos indicadores económicos revelados por el gobierno chino dibujan un panorama de una economía que todavía está luchando por encontrar su equilibrio tras la pandemia de COVID-19, a pesar de que superó el modesto objetivo de crecimiento establecido por el gobierno central.

Según datos publicados el miércoles por la Oficina Nacional de Estadísticas, la economía china creció un 5,2 % en 2023. Sin embargo, el mismo informe revela que el país todavía sufre una deflación persistente, una crisis continua en su mercado inmobiliario, un alto desempleo juvenil y una disminución demográfica a largo plazo.

Lea también: China recorta tasas de interés en medio de grave desaceleración económica

Estas cifras llegan pocos días después de que un informe revelara que las exportaciones de China habían disminuido un 4,6 % en 2023, la primera caída interanual desde 2016.

El gobierno intentó dar un giro positivo a los datos. “La economía nacional fue testigo del impulso de la recuperación, la oferta y la demanda mejoraron constantemente, la transformación y las mejoras avanzaron sólidamente, el empleo y los precios fueron en general estables, el bienestar de las personas fue sólido y con garantías efectivas, se lograron avances constantes en la búsqueda de un desarrollo de alta calidad y se lograron bien los principales objetivos previstos”, argumentó el gobierno.

Sin embargo, los mercados financieros no quedaron convencidos. Los principales índices bursátiles que siguen a las empresas chinas se desplomaron el miércoles, y el índice Hang Seng China Enterprises perdió casi un 4 %. El índice ha bajado un 11 % desde finales de 2023 y un 27 % año tras año.

Objetivo bajo

El día antes de la publicación de los datos, el primer ministro chino, Li Qiang, aprovechó sus declaraciones en el Foro Económico Mundial en Davos, Suiza, para anunciar que el objetivo de crecimiento del gobierno de alrededor del 5 % se había superado en 2023. Sin embargo, expertos consultados dijeron a la VOA que el gobierno había hecho que la barra fuera muy fácil de superar.

“Para empezar, ese era un objetivo bajo”, dijo a la VOA Tianlei Huang, investigador y coordinador del programa de China en el Instituto Peterson de Economía Internacional. Además señaló que en 2021 la economía del país estaba creciendo a más del 8 %.

Los economistas creen que China tendrá dificultades para mantener este año el nivel de crecimiento de 2023. La última proyección del Banco Mundial, por ejemplo, prevé una desaceleración del crecimiento económico chino al 4,5 % en 2024.

Se vieron algunas señales alentadoras, dijo Huang. Las ventas minoristas, por ejemplo, crecieron a un ritmo superior al ingreso disponible de los hogares. Sin embargo, faltaban datos de todo el año sobre el consumo de servicios de los hogares, lo que daría una imagen más completa del gasto de los hogares.

Huang dijo que también existe evidencia que sugiere que a pesar de la insistencia del gobierno en que el país está logrando un fuerte progreso económico, los consumidores chinos no tienen confianza en el futuro. Explicó también que el sentimiento quedó claro por la creciente tasa de dinero que se coloca en cuentas de ahorro bancarias de rendimiento relativamente bajo.

«Esto es especialmente desconcertante, porque las tasas [de interés] de depósito en China están disminuyendo», dijo Huang. “Entonces, están poniendo más dinero en cuentas de ahorro bancarias para obtener menores rendimientos. Esto refleja el hecho de que los hogares todavía están preocupados y preocupados por sus empleos e ingresos en el futuro”.

Un vendedor ambulante oferta aves en bicicleta en la carretera de Beijing, el martes 15 de agosto de 2023. El líder chino Xi Jinping pidió paciencia en un discurso en que dijo que su gobierno intenta revertir una crisis económica cada vez más profunda.

La deflación continúa

Los datos publicados el miércoles muestran que en diciembre, por tercer mes consecutivo, los precios al consumidor cayeron en China. Esto fue a pesar de una reducción de las tasas de interés por parte del Banco Popular de China, cuyo objetivo era estimular el consumo y hacer subir los precios.

Si bien puede parecer un avance positivo para los consumidores, la deflación persistente puede ser muy dañina económicamente, ya que reduce los incentivos que tienen las empresas para producir más bienes y servicios. Esto, a su vez, tiene efectos negativos sobre el crecimiento económico y los niveles de empleo.

El gobierno chino ha enviado algunas señales contradictorias sobre si proporcionará estímulo económico y cómo lo hará para ayudar a aumentar la demanda y frenar la deflación de precios. El martes, Bloomberg informó que los líderes chinos están sopesando la posibilidad de emitir bonos por valor de 1.000 millones de yuanes, o alrededor de 139.000 millones de dólares, como estímulo adicional.

En esta foto publicada por la agencia de noticias Xinhua, ciclistas se toman selfies mientras descansan frente al horizonte del amanecer en Pudong, el centro financiero y comercial de China, en Shanghai, China, el viernes 3 de noviembre de 2023.

En esta foto publicada por la agencia de noticias Xinhua, ciclistas se toman selfies mientras descansan frente al horizonte del amanecer en Pudong, el centro financiero y comercial de China, en Shanghai, China, el viernes 3 de noviembre de 2023.

Problemas inmobiliarios

El mercado inmobiliario en China continúa en dificultades, con varias de las grandes empresas promotoras atravesando importantes dificultades financieras y los precios de los inmuebles cayendo en picado.

El año pasado, varias empresas importantes de desarrollo inmobiliario se retrasaron en el pago de bonos y, en algunos casos, entraron en mora. En muchos casos, los clientes que habían pagado por adelantado los apartamentos vieron cómo se paraban los proyectos de construcción sin indicación de cuándo se reiniciarían. La crisis ha hecho que los chinos comunes y corrientes sean mucho más reacios a invertir en bienes raíces, y esa renuencia también ha sido obvia en el sector inmobiliario comercial.

Interanualmente, la inversión en promoción inmobiliaria disminuyó un 9,6 %. El total de metros cuadrados de inmuebles comerciales vendidos disminuyó un 8,5 %, mientras que el valor monetario total de las transacciones de inmuebles comerciales cayó un 6,5 %.

Trabajadores recorren la ciudad de Shanghai, China, el 25 de noviembre de 2023.

Trabajadores recorren la ciudad de Shanghai, China, el 25 de noviembre de 2023.

Nuevas cifras de paro

A principios de este año, después de que el gobierno chino informara que las tasas de desempleo entre los jóvenes chinos se habían disparado a más del 21 % en junio, Beijing dejó de revelar los datos. En ese momento, el gobierno dijo que necesitaba mejorar sus prácticas de recopilación y medición de datos.

Las cifras de desempleo juvenil reaparecieron en el informe del miércoles y fueron notablemente más bajas que seis meses antes, con un 14,9 %.

Al menos parte de la caída fue impulsada por el tipo de datos que el gobierno ahora elige rastrear. En el pasado, los estudiantes que buscaban trabajo a tiempo parcial pero no podían encontrarlo se contaban entre los desempleados. Ahora, sólo se cuentan como desempleados aquellos que no asisten a la escuela o aquellos que ya se han graduado.

Algunas personas caminan por un distrito comercial en Beijing, el miércoles 15 de noviembre de 2023.

Algunas personas caminan por un distrito comercial en Beijing, el miércoles 15 de noviembre de 2023.

Disminución de la población

Sobre las dificultades económicas de corto plazo de China se cierne una tendencia demográfica que amenaza el futuro económico de largo plazo del país: la despoblación. Por primera vez en una generación, la población de China disminuyó en 2022 y datos recientes indican que la tendencia continuó en 2023.

La población de China cayó en 2,09 millones de personas el año pasado a 1.410 millones. El país registró sólo 9 millones de nacimientos en 2023, que fueron más que compensados por 11,1 millones de muertes. La tasa de natalidad bajó en 500.000 personas respecto al año anterior, continuando una tendencia de varios años.

Desde la década de 1980 hasta 2015, el gobierno chino tuvo una política de hijo único destinada a limitar la cantidad de hijos que podía tener una familia individual. Hubo un breve repunte en los nacimientos en 2016, cuando se eliminó la política del hijo único. Pero las tasas de natalidad se desplomaron rápidamente y ahora se encuentran en mínimos históricos, incluso más bajos que a principios de la década de 1960, cuando una hambruna devastadora se apoderó del país.

Al menos hasta ahora, los esfuerzos del Partido Comunista para alentar a las mujeres a tener más hijos han fracasado. Los demógrafos estiman que para que una población se mantenga estable, las mujeres deben tener un promedio de 2,1 hijos cada una. La actual tasa de natalidad de China es menos de la mitad de la llamada “tasa de reemplazo” y muestra pocas señales de aumentar en el futuro inmediato.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestros canales de YouTube, WhatsApp y al newsletter. Activa las notificaciones y síguenos en Facebook, X e Instagram.

Subscribirse a nuestro Boletín

- Obtenga acceso completo a nuestro contenido premium

- No te pierdas nunca una historia con notificaciones activas

Populares

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí