28.5 C
Miami
miércoles, julio 24, 2024
InicioNoticiasMás estadounidenses culpan al cambio climático por calor extremo, según un sondeo

Más estadounidenses culpan al cambio climático por calor extremo, según un sondeo

Relacionados

Source link

Kathleen Maxwell vive en Phoenix desde hace más de 20 años, pero este verano fue el primero que sintió miedo, ya que las temperaturas alcanzaron los 43 grados Celsius o más y se mantuvieron altos durante un récord de 31 días consecutivos.

“Aquí siempre ha hecho calor, pero nada como el verano pasado”, explicó Maxwell, de 50 años, que la semana pasada abrió las ventanas de su casa por primera vez desde marzo y dio un paseo a su perro al aire libre por primera vez desde mayo. «Me asusté de verdad. Era como, ¿y si esto no termina y va a ser así?».

Maxwell culpa al cambio climático, y no es la única.

Un nuevo sondeo de The Associated Press y el Centro NORC de Investigación de Asuntos Públicos indica que el tiempo extremo, como un verano que llevó un calor peligroso a buena parte de Estados Unidos, está reforzando la creencia de los estadounidenses de que han sentido en primera persona los efectos del cambio climático.

Casi 9 de cada 10 estadounidenses (el 87 %) dicen haber experimentado al menos un fenómeno climático extremo en los últimos cinco años, como sequía, calor extremo, tormentas fuertes, incendios o inundaciones, en comparación con el 79 % que dijo lo mismo hace apenas unos meses, en abril. Y en torno a tres cuartos de ellos creen que el cambio climático tiene al menos parte de la culpa.

En total, el 64 % de los adultos estadounidenses dicen que han experimentado recientemente un fenómeno meteorológico extremo y que creen que se debió al menos en parte al cambio climático, en comparación con el 54 % de abril. Y en torno al 65 % dice que el cambio climático tendrá o ya ha tenido un gran impacto durante su tiempo de vida.

El calor del verano podría ser un factor importante: unos tres cuartos de los estadounidenses (el 74 %) dice haber sufrido un tiempo extremadamente caluroso u olas de calor extremas en los últimos cinco años, en comparación con el 55 % en abril. De ellos, el 92 % dijo que había tenido esa experiencia en los últimos meses.

El verano más caluroso

Este verano boreal fue el más caluroso documentado jamás en el hemisferio norte, según la Organización Meteorológica Mundial y el servicio climático europeo Copernicus.

Millones de estadounidenses se vieron afectados también por la peor temporada de incendios forestales en la historia de Canadá, que provocó un humo asfixiante que llegó a zonas de Estados Unidos. Unos seis de cada 10 estadounidenses dijeron que la bruma o el humo de los incendios les afectaron “mucho” (un 15 %) o “un poco” (el 48 %) en los últimos meses.

Anthony Leiserowitz, director del Programa de Yale de Comunicación sobre Cambio Climático, dijo que los investigadores han realizado encuestas dos veces al año sobre el tema desde hace 15 años, pero hasta 2016 no vieron un indicio de que la experiencia de la gente estuviera afectando a su opinión sobre el cambio climático. “Y el indicador se está volviendo más y más fuerte año a año conforme estas condiciones van a peor”, señaló.

También cree que la cobertura en los medios sobre el cambio climático ha cambiado mucho, y que la población interpreta la información de forma más científica que incluso hace una década.

Bruce Alvord, de 76 años y residente en Hagerstown, Maryland, dijo que este verano no fue raro tener días con una sensación térmica de 44 grados Celsius, y que sus problemas de salud suponen que “el calor me molesta mucho porque restringe lo que puedo hacer”.

Aun así, el funcionario público jubilado no cree que el cambio climático esté provocado por el ser humano: recuerda historias de sus abuelos sobre mal tiempo y cree que el clima está fluctuando por sí mismo.

“Creo que son un puñado de políticos poderosos y grupos de cabildeo que (…) tienen sus propios objetivos”, dijo Alvord, republicano y que no ve necesidad de cambiar sus costumbres ni de que el gobierno tome más medidas. “Manejo un Chrysler 300 (con un motor V8). Utilizo gasolina de alta gama. Me da 15 millas por galón. Me da igual”.

«Algo está pasando»

El sondeo de AP-NORC encontró diferencias significativas entre demócratas y republicanos. Entre los que habían experimentado fenómenos meteorológicos extremos, los demócratas (con un 93 %) estaban más seguros de que el cambio climático era la causa, en comparación con apenas la mitad de los republicanos (el 48 %).

Unos 9 de cada 10 demócratas dijeron que el cambio climático estaba ocurriendo y casi la mitad de los demás demócratas dijeron no estar seguros de si estaba ocurriendo (el 5 %), en lugar de rechazarlo de plano. Los republicanos están divididos: el 49 % dice que el cambio está ocurriendo, pero el 26 % lo niega, mientras que un 25 % no está seguro. En general, el 74 % de los estadounidenses dice que se está produciendo un cambio climático, una cifra prácticamente igual que en abril.

El republicano Ronald Livingston, de 70 años y residente en Clute, Texas, dijo no estar seguro de si la actividad humana provoca el cambio climático “pero sé que está pasando algo porque hemos estado sudando a chorros”.

El profesor retirado de historia dijo que este año habían pasado meses sin llover, lo que mató su pasto y secó un cenagal en su propiedad donde pesca de forma ocasional. Hizo tanto calor —con 45 días de 38 grados Celsius o más— que apenas podía salir a la calle, y ha tenido problemas para mantener su jardín. También cree que los huracanes se están volviendo más fuertes.

Y después de este verano, mantiene la mente abierta sobre el cambio climático.

“Me preocupa hasta el punto de que no creo que podamos aguantar dos o tres años más de esto”, dijo Livingston.

Jeremiah Bohr, profesor asociado de sociología en la Universidad de Wisconsin-Oshkosh que estudia comunicación sobre cambio climático, dijo que las evidencias científicas “no van a cambiar las opiniones que no han cambiado ya». Sin embargo, señaló, la gente podría convencerse si personas o instituciones en las que confían se convencen y difunden la información, dijo Bohr.

Tras un verano brutal, Maxwell, residente en Phoenix, dijo que esperaba que más estadounidenses aceptaran que el cambio climático está ocurriendo y la gente lo está empeorando, y apoye medidas para contenerlo.

“Para mí es muy, muy evidente, con todo el tiempo extremo y los huracanes y las inundaciones”, dijo Maxwell. “Simplemente no concibo que para la gente no”.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestros canales de YouTube, WhatsApp y al newsletter. Activa las notificaciones y síguenos en Facebook, X e Instagram.

Subscribirse a nuestro Boletín

- Obtenga acceso completo a nuestro contenido premium

- No te pierdas nunca una historia con notificaciones activas

Populares

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí