30.3 C
Miami
viernes, mayo 24, 2024
InicioLatinoaméricaPresos políticos y violencia armada en América Latina al frente de informe...

Presos políticos y violencia armada en América Latina al frente de informe de EEUU sobre derechos humanos

Relacionados

La sobreproducción de China que le preocupa a EEUU y ahora a Latinoamérica

Source link Estados Unidos y Europa buscan proteger su...

Rol de veteranos estadounidenses genera debate durante campaña electoral en EEUU

Source link Mostrar más Mostrar menos Casi 890.000 veteranos estadounidenses expuestos...

Trump tendrá lugar central en convención de Partido Libertario

Source link Los delegados del Partido Libertario se reunirán...

Trump realiza mitin en el barrio South Bronx para ganar votos en su ciudad natal

Source link NUEVA YORK —  El expresidente Donald Trump hizo...

Source link

Desde el arresto de opositores en Venezuela y Cuba, hasta el cierre de organizaciones de la sociedad civil en Nicaragua, la situación de derechos humanos en América Latina continuó en una difícil posición en 2023, según un informe publicado este lunes por el Departamento de Estado de EEUU.

“Los gobiernos continúan encerrando a ciudadanos que desafían a quienes están en el poder y piden un futuro mejor desde Bielorrusia hasta Venezuela. Muchos son jóvenes. De los aproximadamente 1.000 presos políticos que hay en Cuba, la edad promedio es de sólo 32 años”, dijo el secretario de Estado, Antony Blinken, en declaraciones a la prensa.

Uno de los países de la región en los que se registraron “cambios significativos” en la situación de derechos humanos fue en República Dominicana. Esto, según EEUU, por la “expulsión masiva” de haitianos aún en medio de la crisis de seguridad que enfrentan.

El cierre de la frontera con Haití por parte del gobierno colocó a poblaciones que ya eran vulnerables “en mayor riesgo”, según se apuntó. En Haití, además de la violencia de las bandas criminales, se detalló la falta de un gobierno elegido democráticamente.

“El informe muestra que los gobiernos están extendiendo sus abusos más allá de sus propias fronteras. Nicaragua, intentando presionar y castigar a activistas exiliados confiscando sus bienes”, agregó Blinken.

En Colombia, por ejemplo, el gobierno estadounidense detalló reportes de crímenes violentos, secuestros y atentados de mano de grupos armados como disidentes de las FARC y el Ejército de Liberación Nacional, así como organizaciones de narcotráfico. “El gobierno tomó medidas creíbles para identificar y castigar a los funcionarios que pudieran haber cometido abusos contra los derechos humanos”, lee el reporte

En El Salvador, el gobierno estadounidense detalló cómo bajo el estado de excepción, los informes de violencia de pandillas disminuyeron, sin embargo, “las detenciones arbitrarias… socavaron el debido proceso y exacerbaron las condiciones históricamente difíciles en prisiones superpobladas”.

Honduras, que también se encuentra bajo estado de excepción, evidenció “un aumento en la violencia de género”, así como “preocupaciones crecientes de detenciones ilegales” y uso excesivo de la fuerza.

Este informe de derechos humanos del Departamento de Estado es la versión número 48 del mismo que se emite cada año, con misiones estadounidenses en el extrajero y en Washington que examinan, rastrean y documentan el estado de derecho en casi 200 países del mundo.

La violencia del ejército ruso en Ucrania, el conflicto entre Israel y Hamás, los asesinatos en Sudán, y el retroceso en derechos LGBTQ en Uganda, fueron algunos de los otros hechos de preocupación mencionados por el Departamento de Estado en el informe.

Avances limitados

Aún entre los detalles de preocupación, el gobierno estadounidense también señaló avances en países como México, donde se implementaron reformas laborales que demostraron cómo “los trabajadores están superando obstáculos para organizarse y comenzar a mejorar las condiciones laborales”.

Esto en referencia a una nueva ley que protege el derecho de los trabajadores a formar y afiliarse a sindicatos independientes, negociar colectivamente y declarar huelgas legales, y prohíbe la discriminación antisindical.

“Estos puntos positivos son un recordatorio importante de que el progreso en materia de derechos humanos es realmente posible, siempre y cuando personas comprometidas en todas partes del mundo sigan trabajando para defender la dignidad fundamental de todas las personas”, apuntó Blinken.

En múltiples países de la región como Argentina, Bolivia, Chile, Ecuador, Panamá y Paraguay, el Departamento de Estado aseguró que no hubo “cambios significativos” en la situación de derechos humanos en 2023. Sin embargo, existieron “reportes creíbles” de asesinatos arbitrarios, violencia de género y tráfico de personas en la mayoría de estas naciones.

¡Conéctate con la Voz de América! Suscríbete a nuestros canales de YouTube, WhatsApp y al newsletter. Activa las notificaciones y síguenos en Facebook, X e Instagram.

Subscribirse a nuestro Boletín

- Obtenga acceso completo a nuestro contenido premium

- No te pierdas nunca una historia con notificaciones activas

Populares

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí